Trenzados

Muchas veces hemos visto como en el campo, con su pequeño cuchillo, los trenzadores cortan con calidad milimétrica los tientos que le servirán para componer sus riendas, lazos, bozales, etc., y seguramente hemos alabado la maestría con la que esas manos rugosas y fuertes pueden trabajar tales hilachas de cuero.

En su "Trenzas gauchas", Mario López Osornio toma las enseñanzas de don Jacinto Nieves y nos da a conocer la forma de realizar trenzas desde 1 tiento hasta más de 13. En esta sección de Folklore del Norte Argentino nosotros intentaremos crear trenzas de unos cuantos tientos, suficiente para llaveros, mallas de reloj, etc. (para la práctica solemos usar el hilo de cáñamo encerado y dio excelentes resultados, salvo para los nudos, por su delgadez).

Trenza de dos: (una de las más difíciles para sacar por cuenta propia). Se toma elmaneador por la mitad, se hace un medio bozal como el de la figura 6 y las dos colas (a) y (b) serán las que constituirán el trenzado.
La tira (a) en la figura 7 pasa por el nudo y deja una enlazada. Haciendo otra enlazada con (b) la haremos penetrar en la anterior, como vemos en la figura 8. Se ajusta (a) de la misma figura y con la misma cola se procede a una tercera enlazada que se introducirá dentro de (b), se ajusta la cola (b) y así sucesivamente, obtendremos el trenzado. La figura 9 muestra las dos últimas pasadas explicadas anteriormente.

Esta trenza resulta chata, pero si se la crea con tiento redondo sale redonda. Para desatar, simplemente tire la tira (b) y se deshace velozmente.

Trenza de cuatro redonda: La figura 26 nos muestra como empezar la trenza. Luego siga los siguientes pasos: el Nº 1 yendo por detrás de la trenza, da la vuelta y pasando entre el 4 y el 3 cubre a este último, para quedar al centro. El 4 hace lo mismo pero en sentido contrario. Pasa entre el 2 y el 1 en su nueva posición, que lo tapa y así, sucesivamente, hasta concluirla.

Trenza de cinco chata: La cola (a) va al centro (c), por arriba, es decir pasa sobre dos tientos. Con (b), que es la orilla opuesta, se procede de igual manera. Quiere decir que del costado que hay tres tientos, el de la orilla, se va volcando al centro, por sobre de dos, una vez de la izquierda y otra de la derecha hasta dejarla terminada. Figuras 27 y 28.

Trenza de seis redonda: El tiento (a), da la vuelta por detrás de la trenza y dejando un tiento (el de la orilla opuesta), monta sobre (b) y pasa debajo de (c) para quedar en el centro. Figura 30.

m, hace el mismo recorrido pero, hacia el lado contrario. Este tipo de trenzado se usa mucho en la confección de lazos; generalmente lleva en su interior un relleno o "tripa" que le da mayor resistencia.

Y como de nada nos sirven las trenzas si no las rematamos con un nudo, aquí van dos tipos:

Botón redondo: este botón que será de 4, se puede hacer con 6 u 8 tientos. En la figura 72 vemos la primer pasada o nudo de espuelas, hecho hacia abajo.

La 73 nos muestra la pasada anterior o sea la primera y la segunda sin ajustar que en realidad no son más que nudos de espuelas hacia abajo.

La figura 74 grafica la primera y segunda maniobra ajustadas y, la tercera sin ajustar. Observando la tercer pasada, es un nudo de espuelas hacia arriba.

En la figura 75 vemos como así como la alezna marca el trayecto a cubrir de (a) se procederá con los tres tientos restantes.

En la quinta pasada, la alezna le abre paso al tiento (a), en la esquina que le sirve al mismo, penetrando con suavidad y moviéndola de un lado a otro para no lastimar los tientos del centro del botón y venir a aparecer entre la armadura cuadrada de la primer pasada y el tejido exterior (que es como una trenza de tres doble). (Figura 76).

Al iniciar la sexta pasada, los tientos se encuentran en la parte inferior del botón y hay que llevarlos hacia arriba, para esto, el tiento 1 pasa sobre el 2 y se introduce en el ángulo formado por el 2 y 3 y sale al centro del botón en la parte superior, es decir, en el primer nudo de espuelas de la primera pasada. El 2 penetra entre el 3 y 4. El 3 entre el 4 y 1. Y el 4 entre el 1 y 2.

Los tientos en esta última pasada se van dejando tan flojos como floja se ve la pasada del Nº 1 en el grabado 77.

Deben quedar cruzados con sus inmediatos. Una vez que los cuatro han atravesado el botón, se procede a ajustar uno por uno, hasta hacer saltar el cuadrito del centro mismo del botón en la parte superior.

 

Botón cuadrado: En la figura 79 se observan dos pasadas.

Tanto en uno como en otro, las pasadas son hacia abajo. Este botón puede hacerse de seis u ocho tientos teniendo por consiguiente tantas caras como número de ellos, pero resultan extremadamente voluminosos.

En la tercera maniobra (80). El tiento m, vuelve hacia la izquierda y pasa por el ángulo o codo dejado al pasar en el tiento anterior y en la anterior maniobra. Va hacia abajo.

Así como éste, los tres restantes, se comportan de idéntica manera.

El tiento m yendo hacia atrás o sea hacia la derecha (81), busca el tajo de separación hecho en la lonja, cuando se separaron los cuatro cabos para confeccionar el botón y pasando por él, lo atraviesa íntegro para aparecer en el centro mismo, es decir, en el cuadradito del primer nudo de espuelas.

 

 

 

 

 

Fm tradición 89.9 en Noetinger Cordoba E-mail fmtradicion@yahoo.com.ar Dirección: Alte Brown 137.